Open Automotive Alliance (OAA) Android para los automóviles

open-automotive-alliance

Open Automotive Alliance (OAA) es el nombre que tiene la unión entre grandes de la automoción como General Motors, Audi, Honda y Hyundai, con Google y Nvidia para crear un sistema electrónico en los coches basado en Android.

El objetivo de esta alianza es equipar los automóviles con sistemas basados en Android. Los primeros en subirse en este tren han sido Audi, General Motors, Honda y Hyundai, que de la mano de Nvidia y Google podrían tener listos los primeros automóviles con este sistema a finales de año. Así, tratarán de establecer un estándar en cuanto a la tecnología dentro del automóvil que sea segura, intuitiva y sencilla de utilizar.

Según las propias palabras de Patrick Brady, Director de Ingeniería de Android:

En este mundo de pantallas múltiples, el cambio entre nuestros diferentes dispositivos debe ser fácil y sin problemas. Las plataformas comunes permiten una experiencia de conexión a través de nuestro teléfono, tablet y PC, por lo que reciben la información adecuada en el momento adecuado, sin importar el dispositivo que estamos usando. Pero todavía hay un importante dispositivo que todavía no está conectado a otras pantallas de nuestra vida: el coche.

Esta iniciativa puede ser muy beneficiosa tanto para los fabricantes de automóviles como para la propia Google. Pero lo más importante, para el usuario.

En principio, los fabricantes de coches, se encontrarán con que no tendrán que invertir miles de millones en diseñar unos sistemas propios, ya que el software correrá de la mano de Google y, además de ser uno de los sistemas más amplios del mercado actual, significará que el usuario no necesitará un aprendizaje específico, sino que, si ha utilizado Android con anterioridad, le resultará intuitivo y sencillo el cambio.

Ahora mismo existen en el mercado una gran cantidad de sistemas tecnológicos en los automóviles. Cada fabricante incorpora el suyo propio. Así, mediante esta iniciativa, se acabaría con la fragmentación del sector, tal y como sucedió en su momento en el mercado de los teléfonos móviles. Además, con este sistema, se garantiza la compatibilidad con más dispositivos, de forma que desarrolladores, o incluso fabricantes de manos libres y similares para automóviles, no tendrán que complicarse a la hora de tener listos sus productos, que serán compatibles con todos los vehículos de la plataforma. Esto reducirá el coste, tanto de estos complementos, como de los mismos automóviles.

Por otro lado, el contar con el respaldo de nVidia para el hardware necesario, da un extra de seguridad. Compañía que, como hemos visto, acaba de presentar su procesador Tegra K1.

Otra de las grandes ventajas de este sistema es la posibilidad de tener las mismas aplicaciones que utilizamos en nuestros teléfonos o tablet disponibles en el coche. Correo electrónico, redes sociales y, los más importantes en este campo, el sistema de navegación y multimedia, contarán con la potencia, experiencia y respaldo de un grande como es Google y su Android. ¿Imagináis el ahorro que puede suponer la incorporación de este sistema frente a los típicos sistemas de navegación y multimedia que incorporan y encarecen los automóviles en la actualidad?

google-audi

Además, con los avances de Google Now y sus comandos por voz, aunque todavía le queda camino por recorrer, puede ofrecer una experiencia al conductor una experiencia de lo más completa a la hora de interactuar con el automóvil.

iOS in the Car

En este campo, Google vuelve a toparse con Apple. Con su iOS in the Car será un duro competidor de este sistema. La apuesta de Apple fue presentada hace casi un año, pero todavía no lo hemos podido ver materializado.

En el caso de Apple y su iOS in the Car, el sistema consiste en utilizar el iPhone como centro neurálgico, duplicando los servicios del mismo a la pantalla del coche, como es el caso del navegador o las aplicaciones multimedia.

Fabricantes como Honda, Hyunday y General Motors apuestan también por iOS in the Car, lo que hace sospechar que ofrecerán ambas opciones al consumidor para no cerrarse puertas.

Lo que está claro es que las bases sobre las que se fundamenta OAA es llevar Android a los coches creando un ecosistema abierto y personalizable, ideas que han convertido el sistema operativo móvil de Google en el más usado en todo el mundo.

Como os comentábamos, los primeros vehículos bajo el sello Open Automotive Alliance aparecerán a finales de este mismo año.

Puede dejar una respuesta, o trackback desde su sitio.
  • Alberto Santiago

    falta ver si lo montaran en todos los coches o solo en los de gama alta :S