Intel tiene lista la versión de 64 bits de Android 4.4 KitKat

IF

Intel ha finalizado el desarrollo de la versión de 64 bit de Android 4.4 KitKat para smartphones. Así lo han declarado durante el CES, al menos para los dispositivos con arquitectura x86, para los que han conseguido adaptar el kernel para esta versión del sistema operativo de Google.

Intel ha estado contribuyendo con el código Android 4.4 KitKat prácticamente desde que fue lanzado. Ahora, dan por concluido su trabajo con respecto al núcleo, lo que garantiza que los futuros dispositivos que incorporen un chip Intel, puedan tener acceso a una versión de Android totalmente compatible con su arquitectura.

Los primeros dispositivos en disfrutar de Andorid 4.4 de 64 bits serán las tablets con procesadores Bay Trail, a las que seguirán las tablets con la siguiente generación de procesadores Intel Atom. El objetivo de estas tablets es ofrecer un producto con altas prestaciones a precios muy competitivos que, según Intel, no sobrepasarían los 200€, ofreciendo un rendimiento similar al que los procesadores de Qualcomm están consiguiendo en la actualidad.

Esta noticia hará que más fabricantes se interesen por los chips del fabricante americano, y por tanto, en la versión para arquitectura x86 de Android 4.4. Además, una vez que el kernel se ha completado, el resto de fabricantes y desarrolladores pueden crear sus propias capas de personalización y aplicaciones sin encontrarse problemas de compatibilidad.

Estamos por tanto ante un paso importante para Android de cara a afrontar la entrada en los 64 bits, y que poco a poco se irá viendo cada vez más en el mercado.

Intel lanzará su chip Merrifield, dirigido a dispositivos de gama alta. En el CES no hablaron de él, pero seguramente lo tengan reservado para presentarlo en febrero en el MWC de Barcelona.

Apple abrió la puerta de los 64 bits con su A7 sin tener un ecosistema sólido que aproveche esta tecnología. Ahora Intel y próximamente Qualcomm o Samsung se subirán al tren de los 64 bits, ya que parece que será la tendencia en 2014 en lo que a chips se refiere, y esperamos que el software vaya acompañando para poder sacar el máximo provecho a estos procesadores.

La intención de Intel es clara: abrirse paso en un mercado que está dominado por ARM. Así, la novedad de los 64 bits podría abrirle las puertas a un sector que todavía se le resiste y en el que intentaría alanzar el éxito obtenido en los equipos de sobremesa. Falta ver el rendimiento que saca Android en un sistema x86 frente al que saca en un sistema ARM.

Merrifield estará fabricado en 22nm y se distribuirá durante el segundo trimestre del año, muestra de que su interés por Android sigue creciendo, como demuestra que hayan completado la versión de 64 bits de Android 4.4 para sus sistemas x86.

Puede dejar una respuesta, o trackback desde su sitio.